20/02/2024

Hackeando el Sistema

La plataforma de opinión política divergente más influyente del municipio de Santo Domingo Este, en la República Dominicana, nuestros únicos compromisos son con la verdad y el pueblo Dominicano.

En el Pacto de Luis Abinader, se le termina de entregar el país a los haitianos

Luis Abinader

El reciente Pacto Nación por la Crisis de Haití firmado por el presidente de la República Dominicana, Luis Abinader, ha generado preocupaciones y controversias en la sociedad dominicana. A través de este acuerdo, el gobierno se compromete a brindar apoyo desmedido y sin precedentes integral a Haití, especialmente en el manejo de la inmigración haitiana y la contratación de mano de obra.

Según criterios del Pacto de Luis Abinader, existe la preocupación de que este acuerdo termine entregando el país a los haitianos, generando inquietudes sobre la soberanía y el control sobre los recursos nacionales.

Aunque se presenta como un acto de solidaridad, existen cuestionamientos y desafíos que impactan la soberanía dominicana y su economía. A continuación, se analizan estos puntos de conflicto.

1. Compromiso Presupuestario: Uno de los principales puntos de preocupación es el compromiso del presupuesto nacional para seguir ayudando a Haití. República Dominicana ya ha estado supliendo de servicios de salud, educación y empleos informales a los haitianos, lo que ha generado una carga considerable para el país. Con este pacto, se teme que se aumente aún más la carga financiera en el corto, mediano y largo plazo.

2. Contratación de Mano de Obra Haitiana: A pesar de que el acuerdo busca cesar la contratación de mano de obra haitiana en condiciones migratorias contrarias a la ley, este punto ha generado preocupación. La República Dominicana enfrenta desafíos económicos y laborales propios, y el compromiso de contratar mano de obra haitiana puede afectar la estabilidad laboral y los derechos de los trabajadores dominicanos.

3. Reformas en la Zona Fronteriza: El pacto incluye reformas en la zona fronteriza para potenciar su desarrollo. Si bien el desarrollo de esta área es importante, también se plantea el riesgo de la pérdida de soberanía sobre la frontera y la dependencia de acuerdos internacionales.

4. Impacto en la Economía: El compromiso de ofertar la construcción y operación de hospitales en Haití y otras obras estratégicas implica una inversión significativa por parte de la República Dominicana en la economía haitiana. Esto plantea la cuestión de si estas inversiones serán realmente sostenibles y beneficiosas para el país.

5. Control Fronterizo: El acuerdo establece acciones para gestionar un estricto control fronterizo, lo que puede afectar la vida cotidiana de las comunidades fronterizas y su libre tránsito, además con los mismos militares que siempre han sido parte de la mafia de tráfico de haitianos.

6. Política de Relaciones Exteriores: Aunque el acuerdo busca estimular y respaldar a la comunidad internacional en el esfuerzo de rescate y reconstrucción de Haití, esto plantea interrogantes sobre hasta qué punto República Dominicana está dispuesta a comprometer su soberanía en favor de la estabilidad haitiana.

7. Desafíos en la Seguridad Nacional: La inmigración haitiana y la crisis en Haití se han convertido en un desafío a la seguridad nacional y regional de República Dominicana. Esto afecta la seguridad de las fronteras y los recursos que se destinan a hacer frente a esta situación.

8. Falta de Representación de Grandes Partidos de Oposición: El pacto fue firmado sin la presencia de los grandes partidos de oposición, lo que genera dudas sobre su legitimidad y consenso en la sociedad dominicana. Y es entendible que los partidos de oposición no participen, ya que el gobierno quiere respaldo en el accionar con la situación de los haitianos, pero mantiene a muchos pro haitianos en puesto importantes, dejando en evidencia el discurso dual.

9. Inversión de Recursos: La inversión en proyectos haitianos plantea la pregunta de si la República Dominicana debería destinar sus recursos a su propio desarrollo en lugar de asumir la responsabilidad financiera de Haití.

hackeandoelsistema.net

El Pacto Nación por la Crisis de Haití (mejor conocido como el pacto de Luis Abinader), plantea desafíos importantes para la soberanía dominicana y su economía.

Aunque la solidaridad con Haití es loable, es esencial que se aborden estas preocupaciones y se garantice que cualquier compromiso financiero y de recursos se realice de manera transparente y beneficiosa para ambas naciones.

El debate en torno a este acuerdo es crucial para encontrar un equilibrio entre la ayuda humanitaria y la protección de los intereses nacionales de República Dominicana.

Si te pareció interesante, Coméntalo y compártelo con tus amigos.
Te dejamos nuestros más reciente análisis: Director de hackeandoelsistema.net, Melvin Sena, le hace una radiografía al PRM en SDE

LUCHAMOS POR LO QUE CREEMOS Sin agendas- Sin partido- Sin salario- Sin anuncios- Sin mandatos- Sin corruptos preferidos-Sin prejuicios- Sin miedo.
Aunque con la lucha lesione intereses de amigos.


Mi lucha no suele ser personal.Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando?
¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en la república dominicana y en todo el mundo? Porque somos una organización de opinión política que compartimos noticias de manera independiente y libr
e.