Encuesta

10/12/2022

Yeni Berenice dice no es razonable pedimento de reenvió de medida de coerción contra Cáceres y compartes.

La Fiscal General Adjunta y Dirección General de Persecución, Yeni Berenice Reynoso, dijo este viernes que la solicitud de transmisión del conocimiento de las medidas coercitivas contra los involucrados en el caso Coral es irrazonable, porque la defensa ha tenido tiempo suficiente para poder Escuche los cargos.

Reynoso dijo que sería una violación para los detenidos desde el pasado sábado, refiriéndose al Mayor General Adán Cáceres, el Pastor Rossy Guzmán, el Coronel Rafael Núñez de Aza y Raúl Alejandro Girón, aún hoy se entiende como conocimiento del citado público.

Por tanto, Reynoso solicitó a la jueza Kenia Romero que desestime la solicitud de postergar la audiencia de medida coercitiva de los 5 imputados en la Operación Antipulpo.

“La Fiscalía en la última audiencia, varios de los abogados defensores pidieron la misma solicitud que están pidiendo hoy, en ese momento la Fiscalía no objetó porque entendió que ‘era razonable, pero hoy notamos que la defensa interviene el misma posición de no querer conocer la medida de coerción ”, dijo Reynoso a la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional.

El magistrado dijo que el objetivo de la defensa es querer distorsionar el sistema de seguridad que se aplicó a los imputados en el caso Coral.

La fiscalía ha solicitado un año de prisión preventiva contra los cinco detenidos en el caso, incluido el Mayor General del Ejército Adán Cáceres Silvestre, exjefe de seguridad del expresidente Danilo Medina.

También participan el pastor Rossy Guzmán, su hijo Tanner Antonio Flete, el coronel Rafael Núñez de Aza y el teniente coronel Raúl Alejandro Girón Jiménez.

Le groupe est accusé de crimes d’association de criminels, de fraude contre l’État dominicain, de coalition de fonctionnaires, de falsification de documents publics, de blanchiment d’argent suite à des actes de corruption et de possession et possession illégales d’ armas de fuego.

La Fiscalía aseguró en un comunicado que durante los allanamientos se les había incautado “bienes millonarios” a los imputados, quienes se encuentran recluidos en el centro de atención y privación de libertad de Ciudad Nueva.

Como parte de la Operación Coral, la Fiscalía realizó un total de 27 allanamientos el pasado sábado en el distrito nacional y provincias de Santo Domingo, San Pedro de Macorís, Monte Plata y Samaná.